Osnaghi defendió su gestión ante los concejales

Osnaghi defendió su gestión ante los concejales que lo habían suspendido.

El intendente apartado de su cargo expuso sus argumentos contra las acusaciones por la compra de una camioneta, el alquiler de un inmueble y la carga de combustible en un mayorista.

En el recinto del Concejo Deliberante de Paso de la Patria tuvo lugar ayer la defensa del intendente suspendido hace dos semanas, Guillermo Osnaghi.

El intendente está acusado de cometer irregularidades en compras y contrataciones durante el primer año de su gestión. Vecinos de la villa turística increparon a los ediles, a quienes acusaron de atentar contra un gobierno legítimo.

Luego de realizar su descargo frente a quienes votaron por su suspensión, Osnaghi cuestionó que los funcionarios impidieron que su abogado José María González participe de la audiencia.

Los concejales coincidieron en suspender a Osnaghi por una supuesta compra irregular de una camioneta de uso oficial, el alquiler de un inmueble y la carga de combustible en un lugar lindero a una escuela. Sobre esto último, argumentó con imágenes el importe que ahorra el municipio abasteciéndose de combustible en un mayorista –lindero al colegio– y no de las estaciones de servicio. “Tengo los valores para que la gente los vea y para que sepan cuál es la verdadera intención de los concejales, que es la de destituirme desde que entramos a la gestión”, dijo.

Con respecto a la camioneta explicó que “en la gestión anterior el Municipio le alquilaba al hijo del intendente una camioneta por 20.000 pesos por mes, lo que al año significaba una erogación anual de 240.000 pesos”.

Ante esta situación sostuvo que decidieron comprar “una camioneta usada ad referéndum por 165.000 pesos. Destacó en ese sentido que ahora “tenemos una unidad oficial que trabaja mañana y tarde y está en óptimas condiciones”.

Sobre el alquiler aclaró que se trata de un inmueble que es utilizado por la Municipalidad. “Por falta de espacio físico, desde el 1 de enero de este año la propiedad está destinada a uso de la Comuna y en breve se realizará la mudanza de algunas áreas para poder trabajar de manera más cómoda y ofrecer mejores prestaciones”, sostuvo.

El Concejo Deliberante tiene desde ayer 15 días hábiles para pronunciarse sobre la defensa del intendente suspendido.

El encuentro se inició a las 10 en el marco de un paro de trabajadores municipales y se  extendió hasta la siesta. Al terminar, unos 40 vecinos de la villa turística increparon a los ediles por intentar destituir al dirigente que hace un año logró la mayoría del acompañamiento popular en las urnas.

Para Osnaghi, fue “un ejemplo de respaldo a un intendente que está haciendo una buena gestión para que los municipales estén cada día mejor”.

Ver más | diariolarepublica.com.ar