Anuncio suba de la jubilación mínima del 13%

Alberto Fernández anunció suba de la jubilación mínima del 13%: qué actualización tendrá el resto de los beneficiarios.

«Los más vulnerables están siendo atendidos», aseguró en conferencia de prensa el titular de Anses, Alejandro Vanoli junto al presidente Alberto Fernández.

En ese sentido, subrayó: «Hoy podemos decir que se ha dispuesto a través de un decreto que será aprobado la semana que viene que haya un aumento de la jubilación mínima y asignaciones familiares de 13%».

«De esta manera, el total de beneficios que supera a la fórmula derogada es del 86,8 por ciento», destacó el funcionario en una conferencia de prensa en la Casa de Gobierno, junto al Presidente y Luana Volnovich, titular del PAMI.

Ese 86,8% de los beneficiarios del sistema de seguridad social son 13,6 millones de personas, que -según plantea el Gobierno- recibirán un incremento en su haber que superará el 11,56% que hubiesen percibido con la fórmula de movilidad jubilatoria aprobada en 2017.

La Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) explicó que mientras las jubilaciones mínimas subirán 13%, el aumento que percibirá la totalidad de los beneficiarios del régimen general se compone de una suma fija de $1.500 más una suma extra del 2,3%.

De esta manera:

– La jubilación mínima pasará así de $14.068 a $15.896, de acuerdo con lo anunciado.

– Para quienes perciben en torno a los $20.000, el aumento será de 9,8%.

– Quienes venían percibiendo $25.000, tendrán aumento de 8,3%.

– En tanto, los de $30.000 subirán 7,3% y los $35.000, un de 6,6%.

Al igual que en jubilaciones y pensiones, el incremento quedará incorporado al haber de los 4,1 millones de beneficiarios de la AUH y a los 3,2 millones de asignaciones familiares.

En el caso de las jubilaciones y pensiones, el 75% del universo previsional recibirá un incremento igual o mayor al 11,56%, que hubiesen percibido con la fórmula anterior, lo que alcanzará a 6,2 millones de jubilaciones y pensiones.

Por otra parte, Luana Volnovich anunció que el PAMI reglamentará un vademecum de 170 remedios que estarán disponibles de manera gratuita para sus afiliados. «Es una lista de 170 remedios que nosotros consideramos que son los necesarios para cuidar la salud de nuestros afiliados, los adultos mayores», explicó la titular de la obra social de los jubilados.

«Les damos los medicamentos que no tenían y los recursos que no tuvieron», enfatizó Alberto Fernández, quien destacó la puesta en marcha del programa vinculado con medicamentos.

«Alguien que cobra la jubilación mínima, destinaba el 30 por ciento para sus medicamentos. Se debe tomar como un salario indirecto. Podrán destinarlo a lo que los jubilados necesiten», subrayó.

La Anses recordó que con el objetivo político de apuntar a un sistema previsional solidario y redistributivo, el Gobierno ya otorgó, en diciembre y enero, un bono de $5.000 en cada uno de esos meses, lo que significó una mejora en los haberes mínimos de un 18,8%.

La decisión adoptada este viernes por el gobierno nacional se suma a una serie de iniciativas destinadas a mejorar los ingresos de los sectores más vulnerables, tales como la política de desendeudamiento iniciada con la baja de las tasas de interés de los préstamos de Anses y el período de gracia de tres meses (enero, febrero y marzo) para la devolución de los créditos.

«Esta orientación busca revertir el retroceso sufrido por jubilados, pensionados y beneficiarios de AUH y asignaciones familiares, como se verifica en la caída del 18,5% en términos reales sufrida por los haberes mínimos entre diciembre de 2015 y el mismo mes de 2019», explicó Anses.

También en la pérdida del 14% registrado por los haberes mínimos y la AUH desde la puesta en marcha de la nueva Ley de Movilidad Jubilatoria a finales de 2017 y ahora suspendida por la Ley de Solidaridad.

Hacia una nueva fórmula de movilidad

En la previa de los anuncios de Fernández, Vanoli y Volnovich, el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, resolvió este viernes quiénes serán los legisladores que integrarán la comisión encargada de proponer un proyecto de ley de movilidad jubilatoria, tras un pedido formal del jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, que ya definió los nombres de los representantes del Poder Ejecutivo.

De esta manera, el Gobierno comenzó a avanzar con el cumplimiento de la ley de emergencia económica aprobada en diciembre, que suspendió por 180 días el sistema de movilidad de los haberes previsionales y estableció que debía conformarse una comisión especial para elaborar un nuevo sistema.

En la resolución, Massa dispuso que sean designados para esa comisión, en representación de la Cámara de Diputados, los presidentes y vicepresidentes de las comisiones de Presupuesto y Hacienda, de Previsión y Seguridad Social y de Análisis y Seguimiento del Cumplimiento de las Normas Tributarias y Previsionales.

La única de esas tres comisiones que ya designó autoridades es la de Presupuesto y Hacienda, que tiene a Carlos Heller (Frente de Todos) como presidente y a Luciano Laspina (Juntos por el Cambio) como vice, por lo que ambos integrarán el cuerpo que trabajará en la nueva fórmula, pero habrá que esperar para conocer los nombres de los demás diputados.

Massa indicó en la resolución que su interpretación es que la Cámara baja «deberá estar representada» en esa comisión especial «por diputados y diputadas de los distintos bloques políticos».

Además, indicó que en la nota que envió Cafiero para pedir que el Congreso designe a sus representantes se informa que el Poder Ejecutivo eligió por su parte al jefe de Gabinete de Asesores, Miguel Baelo; al secretario de Seguridad Social del Ministerio de Trabajo, Luis Bulit Goñi, y al secretario de Política Tributaria del Ministerio de Economía, Roberto Arias.

En titular de Diputados también señaló que informará al Senado sobre esta resolución para que su presidenta, Cristina Kirchner, «proponga las designaciones que considere a fin de conformar dicha comisión» que tendrá 180 días -plazo que, según la ley de emergencia, ya empezó a correr- para elaborar el nuevo proyecto.

Para Daniel Arroyo hay «una gran deuda pendiente» con los jubilados

Días atrás, el ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, afirmó que hay «una gran deuda pendiente» con los jubilados, y destacó que «en un contexto difícil» el Gobierno nacional está «arrancando por donde hay que arrancar» y «haciendo las cosas realmente bien».

«En el caso de los jubilados tenemos una gran deuda pendiente. Yo arranqué con la tarjeta (alimentaria) para los chicos menores de seis años. Muchos jubilados me escriben diciéndome mirá que nosotros también estamos muy complicados. En una segunda etapa vamos a arrancar por ahí», enfatizó Arroyo.

El funcionario consideró que hay «un contexto difícil», y resaltó: «Estamos trabajando bien, estamos arrancando por donde hay que arrancar, estamos haciendo las cosas realmente bien. La situación está complicada, se trata de colaborar entre todos».

«Tuvimos que arrancar por los más chicos porque es la clave para que arranquen bien y puedan ir bien nutridos a la escuela, pero después vamos a avanzar con la gente más grande», manifestó.

En ese marco, opinó que «hay sólo dos cosas fuera de la grieta en Argentina: todos estamos de acuerdo en que no puede haber hambre y que hay que cuidar a los chicos. Todos tratan de ayudar y de colaborar».

Ver más | iprofesional.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *