El Colegio de Abogados repudia el impedimento para abogar sufrido por el Dr. González

El Colegio Público de Abogados de la Primera Circunscripción Judicial de Corrientes, manifiesta su profunda preocupación por el menoscabo sufrido por uno de nuestros matriculados, el Dr. José María González, en su función como abogado, por lo que manifestamos nuestra expresa solidaridad con el citado profesional.

En efecto, al impedírsele al citado colega ejercer la representación letrada y restringírsele las posibilidades efectivas de asistencia con respecto a su patrocinado, Guillermo Osnaghi, en la última sesión del Concejo Deliberante de la Municipalidad de la ciudad de Paso de la Patria, se ha producido un claro avasallamiento a su ejercicio profesional.

Toda limitación, supresión, menoscabo o censura de la labor de los abogados -sobre todo a quienes ejercen con honestidad y responsabilidad la representación y defensa de derechos de terceros que le son confiados- merecen el reproche firme de este Colegio.

Como bien lo venimos sosteniendo cada vez que suceden estos embates, – en consonancia con la posición adoptada por la Federación Argentina de Colegios de Abogados en declaraciones formuladas ante situaciones similares- en las que el ejercicio profesional de la abogacía es vulnerado, reiteramos que situaciones de tal envergadura denotan un inmerecido ataque a quienes simplemente actuamos en la búsqueda del reconocimiento y plena operatividad de los derechos y garantías de las que todo ciudadano goza.

“Los abogados deberán seguir cumpliendo con su ministerio pese a que se los intenta constituir en el chivo expiatorio de una ciudadanía necesitada, a la que se deben y a la cual, por intermedio de un ejercicio libre e independiente de la profesión, le garantizan el derecho a la tutela judicial efectiva.” (De la declaración emitida por la FEDERACIÓN ARGENTINA DE COLEGIOS DE ABOGADOS -FACA- en fecha 15/06/2017).

Recordamos que los derechos a la libertad, a la defensa, a la propiedad, a la vida misma y todo otro derecho individual o colectivo consagrado en nuestra Constitución Nacional y legislación en general, cuando son violentados o conculcados, desconocidos o negados, restringidos o limitados, solo pueden ser defendidos y restaurados merced a la labor profesional del abogado y a la presencia y actuación de órganos que lleven adelante un proceso justo y con plena vigencia de las garantías constitucionales.

De modo alguno, debe atacarse a la abogacía por el solo hecho de ser el abogado la persona llamada por otro en su auxilio, para que lo defienda y ampare, teniendo la noble tarea de llevar adelante la defensa de la plena y efectiva vigencia de la ley.

En consecuencia, reiteramos y revalidamos a la abogacía y a la función del abogado como herramienta eficaz y necesaria para el afianzamiento y consolidación del estado de derecho y el pleno ejercicio de las libertades y derechos ciudadanos.

Para finalizar, llamamos pues a la reflexión e instamos a deponer todo tipo de menoscabos, limitaciones o censuras al ejercicio de la noble tarea de abogar, como las que motivan este pronunciamiento, invitando a trabajar en la construcción de una sociedad armónica, en la que impere la justicia, la solidaridad, la equidad, la libertad y la dignidad, con plena vigencia de valores tales como la tolerancia y el respeto mutuo, personal y colectivo hacia las instituciones democráticas y republicanas de gobierno, como fundamento para la superación de toda crisis y para que podamos lograr los tan anhelados fines del Derecho como lo son el orden y la paz social.

Dra. LILIAN SAWOCZKA – Presidente – Colegio Público de Abogados de la Primera Circunscripción Judicial de Corrientes, 27 de octubre de 2018.

Otros artículos interesantes...